CAMPAÑA DE PREVENCIÓN DE LAS PAPERAS

# PREVENCIÓN  

#PAPERAS 

Todo lo que debes saber sobre la prevención de las #PAPERAS o #PAROTIDITIS 

¿QUE SON LAS PAPERA?

Es una inflamación dolorosa de las glándulas salivales, que puede extenderse a otras glándulas del cuerpo. Las paperas afectan principalmente a niños y adolescentes, y es más grave en los pacientes que han pasado la pubertad.

CAUSAS DE LA PAPERA

El virus que causa la parotiditis pertenece a la familia Paramyxoviridae, y se agrupa dentro del género Rubulavirus. Es un virus con una contagiosidad media-alta y que sólo se encuentra en el ser humano.

El virus que causa las paperas se encuentra en las secreciones respiratorias de los enfermos y se transmite por las gotitas de saliva que expulsan al hablar, al toser o al estornudar. Se puede encontrar en la saliva de los enfermos desde los siete días anteriores hasta los nueve días posteriores al inicio de los síntomas. Por ello, es difícil controlar su diseminación, pues se puede transmitir la enfermedad desde una persona que todavía no tiene ningún síntoma. Además, hasta una de cada tres personas con paperas puede permanecer sin mostrar síntomas pero puede transmitir la enfermedad, lo que hace muy difícil su control.

Tras tener contacto con un enfermo de paperas, el virus se localiza en las células del epitelio del tracto respiratorio superior. Allí se reproduce, pasa a la sangre y se disemina inicialmente a las glándulas salivares, principalmente a la glándula parótida, y al sistema nervioso central, especialmente a las meninges. Posteriormente se disemina por la sangre a otros órganos como los testículos, los ovarios, el páncreas, la glándula tiroides, el riñón y otros órganos.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que tras superar la enfermedad, la inmunidad se mantiene a lo largo de toda la vida.

SÍNTOMAS  DE LA PAPERA

La parotiditis o paperas cursa de manera asintomática (no muestra síntomas) en el 30% de los pacientes. En el resto de afectados, los primeros síntomas suelen ser fiebre no muy alta, malestar general, pérdida de apetito y dolor de cabeza. En el lapso de un día el paciente presenta dolor de oído, junto con algunas molestias al tocar la parótida del mismo lado. La glándula se hincha gradualmente, alcanzando la máxima inflamación a los tres días, acompañada de un fuerte dolor. Por lo general, la inflamación se presenta en ambas glándulas, sin embargo, en el 25% de los pacientes se presenta parotiditis en una sola de ellas.

Además, el paciente puede presentar dificultad para pronunciar al hablar y para masticar. El dolor suele aumentar al ingerir cítricos y zumos. Durante los tres primeros días de la enfermedad, la temperatura del paciente oscila entre 37 y 40ºC. Una vez se alcanza la máxima inflamación de las parótidas, suele disminuir el dolor, la fiebre y la hinchazón de las mismas, recuperando su tamaño inicial en el lapso de una semana.

Pocos días después de la infección pueden inflamarse además otras glándulas como: testículos (orquitis), ovarios (ooforitis), glándulas mamarias (mastitis) y páncreas (pancreatitis).

La orquitis suele presentarse en el 30% de los casos de pacientes adultos. Generalmente es unilateral, aunque en algunos casos es bilateral, surgiendo primero en un lado y al cabo de algunos días en el otro. Aparece con dolor, fiebre, vómitos e hipotensión. Como consecuencia en ocasiones se puede originar esterilidad.

La ooforitis es muy poco frecuente y no tiene consecuencias sobre la fertilidad. La mastitis se presenta en mujeres púberes y, algunas veces, en varones, causando un fuerte dolor en estas glándulas. La pancreatitis se presenta en el 1-15% de los casos, produciendo dolor abdominal, fiebre, diarrea y vómito.

El virus también puede afectar el sistema nervioso central produciendo meningitis o encefalitis. La meningitis puede aparecer en el 1-10% de los pacientes con paperas, pero solo el 40% de los pacientes con meningitis presentan inflamación de las parótidas. Entre los síntomas de la meningitis producida por el virus de la parotiditis se encuentran el dolor de cabeza, vómito, fiebre y rigidez de la nuca. Por lo general, la resolución de los síntomas ocurre entre tres y 10 días después del inicio de la enfermedad, con una recuperación completa y sin secuelas.

La frecuencia de aparicición de la encefalitis debida al virus de las paperas es muy baja. Puede presentarse coincidiendo con la inflamación de las parótidas o algunos días después. En el primer caso, el virus puede dañar las neuronas, mientras que, en el segundo, constituye un proceso postinfeccioso autoinmune que da lugar a la degeneración de la cubierta de las fibras nerviosas. Esta complicación es grave, pero, afortunadamente, es muy infrecuente. Se debe a la creación de anticuerpos que atacan al virus, pero que, de forma errónea, afectan también a células del propio paciente.

Otra complicación característica de las paperas es la sordera. Puede aparecer de manera transitoria hasta en el 4% de los adultos. En uno de cada 20.000 casos se puede producir una sordera permanente unilateral

Tratamiento de paperas

No hay un tratamiento específico para las paperas, en la mayoría de casos se trata sólo de mejorar los síntomas mediante el uso de antitérmicos, antiinflamatorios y frío local. Se pueden aplicar compresas frías en la glándula parótida o en el testículo para aliviar el dolor. En el caso de que haya un dolor testicular muy intenso, se puede anestesiar el cordón espermático con algún anestésico local. Hay que evitar el uso de esteroides cuando hay una inflamación del testículo pues este tratamiento podría facilitar la atrofia testicular y la esterilidad.

Cuando hay vómitos importantes, secundarios a una menigitis o a una pancreatitis, es necesaria la administración de sueros intravenosos. En el caso de que haya una meningitis, se puede recurrir a la extración de líquido cefalorraquídeo por la espalda a través de una técnica llamada punción lumbar, lo que puede aliviar el dolor de cabeza.

En el caso de existir complicaciones autoinmunes, por anticuerpos que atacan al virus pero también las propias neuronas del paciente, se pueden usar inmunoglobulinas intravenosas, las cuales neutralizan estos anticuerpios dañinos.

 

#ENFERMERÍA TÉCNICA 

#GUÍAOFICIALTURISMO

 #MECANICAAUTOMOTRIZ

#PREVENCION

#DILENOPAROTIDITIS

 

“JUNTOS LUCHEMOS PARA PREVENIR LA PAROTIDITIS ”

Recent Posts

Leave a Comment